3 mar. 2009


Un violín cansado desmorona con su música, los últimos vestigios de sangre entre mis venas, en esta noche fría…en esta noche amoratada, en esta noche tosca y desquiciada.

El torrente de acontecimientos que se descuelgan entre burbujas de jabón oxidadas… Han podido saldar las cuentas que tenía en el pasado, a pesar de seguir endeudándome con la vida en el presente.

Me he preguntado un millón y medio de noches, por qué la luna sobrevive majestuosa a pesar de su soledad delirante y amarga… y… por qué yo no puedo soportar un año de dolor?… Un año de desesperanzas?

Mi cuerpo cae en el abismo mas violento que han tocado mis dedos,que han acariciado mis parpados alados…que han doblegado mis nervios confusos por las lágrimas, las que se escapan en los momentos menos esperados…

He cambiado, se revuelcan sentimientos febriles en las sábanas de mi locura…No pretendo volver a lidiar con ternuras nefastas, ni mucho menos subir a la cumbre de las ganas, con el miedo a volver a sentir dolor, sentir que el alma se cae a pedazos de tanta desolación…

En jaque las estrellas en esta noche de clamores imprecisos, la luna sigue sola y yo preguntando otro millón y medio de veces el por qué aun existo…

A pesar de las explicaciones, de los absurdos escondidos en mis delirios… No entiendo, no entiendo este dolor furtivo… Este dolor antiguo, que sigue liando el presente y no abandona estas noches eternas sin calor en mi piel.

5 comentarios:

  1. Es difícil saber cuanto dolor podemos llegar a soportar. Siempre parece demasiado. Insoportable.

    Besos

    ResponderEliminar
  2. por qué yo no puedo soportar un año de dolor?… ....

    Yo tampoco puedo hacerlo!, cuando dolor podemos sentir, pero tambien se que existe a la vuelta de la esquina la salida, esa pequeña puerta que hay veces no queremos ver!!!

    mil lunas llenas!!!

    ResponderEliminar
  3. por qué yo no puedo soportar un año de dolor?… ....

    Yo tampoco puedo hacerlo!, cuando dolor podemos sentir, pero tambien se que existe a la vuelta de la esquina la salida, esa pequeña puerta que hay veces no queremos ver!!!

    mil lunas llenas!!!

    ResponderEliminar
  4. El dolor también depende de nosotros el extirparlo o no, pueden ser muchos años de dolor, pero no puede durar para siempre.

    ResponderEliminar

¿Por qué giras la cabeza para pensar qué decir?...Dilo y ya!!